Guía oficial Ciudad de Granada Otro itinerario recomendable es el que

Guía oficial Ciudad de Granada
Puertas abiertas
Al pasado. Al futuro.
A la fusión. A la mezcla.
Al Norte. Al Sur. A las estrellas.
A la historia. A la vanguardia.
A la noche. Al horizonte.
A la aventura. A la contemplación.
Al cuerpo. A la mente.
A la fiesta. A la cultura.
Abierta todo el año. Abierta todo el año.
Abierta al mundo.
esgranada  Bienvenidos
Otro itinerario recomendable es el que, partiendo de Puerta Elvira, sube por la Cuesta de la Alhacaba, hasta encontrar el Mirador de la Lona y la Plaza de San Miguel Bajo (1) con mucho encanto también para descansar o reponer fuerzas en alguno de sus numerosos restaurantes. Al fondo de la plaza, la iglesia del mismo nombre se levanta sobre una antigua mezquita y conserva en la fachada un aljibe del siglo XIII.
Y muy cerca, destacan dos de los monumentos más admirados del Albaicín: el Palacio de Dar–al–Horra (2-3), donde vivió la madre de Boabdil después de que su marido la repudiase para casarse con una cristiana y el Monasterio de Santa Isabel la Real (4), preciosa muestra del legado andalusí y de la mezcla de culturas: la portada es gótica, la torre y el techo de la nave central son mudéjares y la pila bautismal fue en tiempos la taza de una fuente árabe.
La visita al barrio se puede realizar también desde la parte alta, una buena opción para días calurosos o para guardar fuerzas: desde Plaza Nueva parten varios autobuses que suben hasta la cima del Albaicín y desde allí el paseante podrá recorrer el barrio siempre cuesta abajo, hasta desembocar de nuevo en el centro de la ciudad.
Un gran espectáculo gratuito
Desde muchos puntos del Albaicín se divisan vistas espectaculares. Uno de los miradores más populares, que exige una visita y un buen rato de contemplación admirada, es el de San Nicolás (7), junto a la plaza y a la iglesia del mismo nombre. Durante las 24 horas del día se ve gente ensimismada en el panorama, con la Alhambra enfrente, los tejados del barrio a sus pies y la ciudad al fondo.
Si el paseo acaba a la vez que el día, una puesta de sol muy recomendable es la que se puede contemplar desde el Mirador de San Cristóbal, con excelentes vistas del Palacio de Dar–al–Horra, la Alhambra, Sierra Nevada y la vega de Granada.
Otra gran panorámica con puesta de sol es la que brinda el Mirador de la Lona: desde aquí se domina toda la ciudad y la vega.
Para amantes de la intimidad, desde la Placeta de Carvajales se contemplan el Albaicín bajo y una vista de la Alhambra en primer plano, en un ambiente recoleto y con mucho encanto.
Por fin, desde la Cruz de Rauda (9), ya en dirección al Sacromonte, el visitante puede asombrarse con una panorámica de la Alhambra y el perfil completo del Albaicín: 360 grados de vistas, para llevarse una imagen inolvidable de Granada.

Fuente: Guía oficial Ciudad de Granada

Entradas populares de este blog

Cairo is the capital of Egypt